El ingenio se expresa a través de Jorge Edwards

Jorge-Edwards-en-ArequipaPeriodismoPerú.com 17/12/2015.- Jorge Edwards visitó Arequipa con motivo de Hay Festival y habló sobre diversos temas de interés que resumimos en la presente nota. El literato, diplomático y periodista deslumbra con las palabras y sus libros como La casa de Dostoievski, El Descubrimiento de la Pintura, entre otros. También fundó y presidió el Comité de Defensa de la Libertad de Expresión, entidad que tiene como miembros a escritores y periodistas.

Fue diplomático de carrera entre 1957 y 1973 y ejerció el cargo de embajador de Chile en Francia, él explica por qué se dedicó a estos menesteres “yo había ingresado a la diplomacia porque pensaba que no se hacía nada, pero me equivoqué, los diplomáticos tienen que hacer una cantidad inmensa de tonterías”.

Sobre el premio Nobel de Chile expresó “Siempre me preguntan por Neruda incluso alguna vez me dijeron ¿qué habría hecho sin Pablo Neruda?, bueno, sin él habría perdido menos tiempo ya que con Neruda se perdía mucho tiempo, le gustaba la comida y los vinos, recuerdo que en 1970 me dijo ‘quiero ir a Lima por dos cosas: hacer un recital de poesía por las víctimas del terremoto (de ese año) y porque quiero comer camarones’ así era él”.

A los literatos afamados siempre se los toma como referentes, pero Edwards advierte “los escritores, cuando han sido tomados como faros, se han equivocado mucho y han causado verdaderos naufragios, sino recuerden a Neruda, tanto le preguntaban sobre su Oda a Stalin que tuvo que decir, aunque en francés ‘yo creo que me equivoqué’; por eso es necesario que las palabras u obras de una persona sean tomadas como cualquier testimonio”.

También se dio tiempo de hablar del pisco, en una de sus tantas anécdotas expresó “estaba en Santiago tomando un Pisco, chileno por si acaso, bastante malo porque le echan mucha azúcar en Chile”, mientras las risas dominan el ambiente, recuerda a su esposa Pilar “la conocí en un parque, me invitaron a su casa y terminé casado con ella”.

Edwards siempre tuvo bastante contacto con el Perú, en 1969 llegó a Arequipa con Vargas Llosa “era parte de una gira por varias ciudades, en esa época siempre nos preguntaban por el compromiso social del escritor en todos lados, tanto así que hasta nuestras mujeres sabían las respuestas”.

También conoció a varios artistas peruanos como Raúl Porras Barrenechea, Jorge Cornejo Polar, Fernando de Szyszlo, Emilio Whestphalen, etc. Sin embargo, y para finalizar, recordó a José María Arguedas “él iba mucho a Chile y era amigo de Nicanor Parra, me encontré con Arguedas en mi país y en Lima, tengo mucha admiración por su obra y un buen recuerdo de él; se casó con una chilena y tuvo una historia trágica, las chilenas son difíciles a veces” (Corresponsal: Lorenzo Tacca).