Critican nuevo régimen laboral por promover la mano de obra joven y barata con menos derechos

jovenes-desempleados-buscan-empleo

PeriodismoPerú.com 15/12/2014.- Pese a que fue aprobada  la semana pasada por el Congreso de la República, la nueva ley que promueve el acceso de jóvenes al mercado laboral bajando costos laborales mediante la reducción de derechos a los trabajadores, es defendida por el gobierno de Ollanta Humala y el sector empresarial, pero está siendo cuestionada durante por diferentes sectores.

Esta ley propone un régimen laboral especial para jóvenes de 18 a 24 años que tengan educación completa o secundaria incompleta. Se espera que durante los cinco años de vigencia que tendrá este nuevo régimen ingresen más de 263 mil jóvenes desempleados al mercado laboral formal. Sin embargo, no tendrían derecho a beneficios como la Compensación por Tiempo de Servicios (CTS), las gratificaciones (dos por año), utilidades, asignación familiar, seguro de vida y el seguro complementario de trabajo de riesgo.

Aunque sí tendrían vacaciones, pero solo de 15 días; además, los jóvenes podrán elegir su sistema de pensiones entre la Oficina de Normalización Previsional (ONP) o las Administradoras de Fondo de Pensiones (AFP), costo que en cualquier régimen laboral lo asumen los trabajadores.

El ex presidente Alan García criticó al Gobierno por la entrada en vigencia el nuevo régimen laboral y señaló que esta iniciativa restringe derechos laborales de este sector de la población. A través de su cuenta de Twitter, García Pérez sostuvo que la administración de Ollanta Humala “ha paralizado la economía” y que ahora esa factura “la pagarán los jóvenes”, los cuales “trabajarán sin derechos y con menor sueldo”.

El exministro de Trabajo Javier Neves señaló que ya existía la Ley de Modalidad Formativa Juvenil, que promueve bajo distintas modalidades el trabajo de los jóvenes. “Hubiera bastado reformar eso y añadirle los incentivos que me parecen positivos que se prevean, pero no dictar una ley que en verdad no va a contribuir a generar un empleo de calidad”, afirmó Neves.

Las empresas que contraten jóvenes bajo este régimen especial tendrán derecho a un crédito tributario contra el Impuesto a la Renta equivalente al monto del gasto de capacitación de jóvenes contratados, siempre que no exceda el 2% de su planilla anual de trabajadores del ejercicio en que devenguen dichos gastos.

Asimismo, en el caso de las micro y pequeñas empresas que contraten jóvenes en su primer empleo formal por un periodo de al menos un año, el Estado pagará lo correspondiente a EsSalud directamente a dicha entidad.

Para el laboralista Javier Mujica esta ley permitirá lo mismo que ha sucedido con el régimen de contratos temporales para la exportación no tradicional, a través del Decreto Ley 22342 en 1978 (hace 35 años), o cuando aprobó el régimen laboral especial de la agroindustria mediante la Ley N° 27360, que se supone iba a regir “promocionalmente” solo unos pocos años, pero luego se aprobó que rigiera hasta el año 2021.

“En todos los casos siempre con menores derechos, aunque la estadística confirme, una y otra vez, que no contribuyeron significativamente a la formalización sino a la precarización cada vez mayor de los empleos de los peruanos”, señaló Mujica.

Ante las críticas contra el nuevo régimen laboral aprobada por el Congreso de la República, la legisladora aprista Luciana León anunció a través de su cuenta en Twitter que retirará su voto de la cuestionada propuesta.

Asimismo, varios grupos de jóvenes vienen organizando una manifestación de protesta contra este nuevo régimen laboral porque –a su entender– los perjudica. La cita estará siendo programada para este viernes 19 a las 6 de la tarde en la Plaza San Martín del Cercado de Lima.