convencion-minera-2013-exhibicionPeriodismoPerú.com * 19/09/2013.- Con el lema “Perú, País Minero” se inició la 31 Convención Minera en la ciudad de Arequipa, la noticia más importante fue el anuncio que ratifica a esta ciudad como sede permanente de este evento de carácter internacional y que, dicho sea de paso, coloca a Arequipa en vitrina mundial. A diferencia de anteriores años, la sede es nueva y más amplia: el Centro de Convenciones Cerro Juli. Son 48 países participantes, 75 mil personas que visitarán la mencionada sede, lo cual permite impulsar la economía arequipeña, sobre todo en hospedaje, alimentación, transporte, etc.

Lo que si llamó la atención es que el ministro de Energía y Minas, Jorge Merino, haya expresado que los problemas suscitados a raíz de la rebaja del canon minero no se darán el próximo año y que además los ingresos del Estado mejorarán, al parecer, el optimismo desbordó al ministro, pues no toma en cuenta los retrasos por los conflictos sociales, paralización de inversiones, desaceleración de las inversiones en los próximos años, etc. Hay que apuntar que el mes pasado, Jorge Chávez Alvarez, Presidente Ejecutivo de Maximixe, en su presentación en el Seminario Minería y Desarrollo Regional (evento organizado por la Sociedad Nacional de Minería y Petróleo) fue claro al indicar que el aporte de las empresas mineras al Estado tiende a la baja, una de las razones es que los precios de los metales van a seguir bajando a nivel mundial, además la demanda es cada vez menor y el régimen tributario peruano no es muy atractivo si lo comparamos con Chile o Bostwana, por ejemplo.

Para nuestro país, es necesario mencionar que en la actualidad la minería proporciona el 60 % de las divisas, es más, la cartera estimada de proyectos mineros alcanza las cinco decenas con una inversión de 57 mil 523 millones de dólares. Sin embargo, con o sin razón, varios proyectos están paralizados por los conflictos sociales, tal es el caso de Conga (Cajamarca) o Tía María (Arequipa).

convecion-minera-2013-arequipaParticularmente, hay dos graves problemas por resolver que tienen los empresarios mineros, el primero es explicar claramente los proyectos a realizarse, tratando, en lo posible, de no “chocar” con recursos como el agua, ello sin contar con ser claros con la presentación de las evaluaciones de impacto ambiental; sin embargo, quizás, el segundo problema es mas grave pues hasta la fecha, la minería formal no logra desligarse de la mala imagen que genera la explotación mineral realizada por los informales o llamados “mineros artesanales”, éstos últimos son los que mayores estragos causan al medio ambiente, además de no pagar impuestos, ni cumplir con normas de seguridad, etc. Esperamos que en los próximos meses o años se logre mejorar esta situación.

* Por: Lorenzo Tacca, corresponsal Arequipa.

Por Prensa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.